jueves, febrero 10, 2005

De viajes y encuentros en la 3a fase

Aprovecho un tiempo muerto en el laboratorio para poner al día este mi pequeño ciberespacio.

Primero, la visita a Madrid. Pues nada, que llegué y me marché los mismos días que la comisión del COI, y he visto Madrid síper "preparado para tí": creo que no he pasado por una sola estación de metro que no estuviera en obras. Las calles levantadas, la M30 hecha un cristo... estaba la villa y corte de dulce. Pero bueno, quitando estas gallardonadas, e independientemente de que nos den los dichosos Juegos, clamo desde aquí: de Madrid al cielo.

El examen me salió como el culo, aunque era de esperar por la falta de tiempo invertido. Una vez hecho el examen me dediqué exclusivamente a mis únicas tareas cuando voy a Madrid: comprar comida, comer, dormir y salir. E ir al cine, que aquí es prohibitivo.

Encuentros en la tercera fase. El viernes por la noche salí con mis amigos, a saber: Lucy, Alvarito, Carol, Nagore, Amanda, Luisja, Javi, y dos biólogas acopladas. Acabamos en un inmundo garito de Chueca bailando. Lo más cachondo fue cuando pasó por delante mío Leyre, una amiga de Ann, que estuvo aquí un fin de semana que yo no estaba, y la ví 5 minutos en la kanteen de la universidad, pero como tengo una memoria elfantiásica pues le detuve allí mismo y le ogligué a acordarse de mí. Lo mejor es que ni siquiera me llamó por mi nombre real, sino por mi alter ego bloguero: "!!!!Flat!!!!!!". Y resultó además que se encontraban en el citado antro Poncho, el hermano de Leyre y su novia; Elda se acababa de ir y presumiblemente iban a aparecer Diego y Alicia. Vamos, el universo amiguístico de Ann O´Nadada al completo, así que la emoción me embargó y me dejé llevar por el alcohol que corría ya por mis vasos (sanguíneos). Este estado emocional no duró mucho, pues a la salida hice el ridículo más grande del mundo: apareció Alicia, le llamé Ana, no me hizo ni puto caso y pasó de largo mientras yo iba detrás de ella cual reportero de CQC detrás de Marina Castaño...

Fue de traka la vuelta, porque en el aeropuerto la benemérita me paró en el control y me hizo abrir el equipaje de mano que iba repleto de: salchichas Wudy (con y sin queso), un queso de 3 kg, un "taper" de bakalao con tomate, y los indispensables jamón y chorizo envasados al vacío. O sea, cual Paco Martínez Soria. No dieron crédito, aunque yo creía que esa gente tenía que estar curada de espanto ya...

Ya de vuelta en Denmark, el martes fue día electoral. Muy fuerte: iban todos los autobuses con banderitas patrias en la parte delantera, y es que el amor a la bandera danés puede incluso superar al americano. Un cumpleaños típico danés se celebra en un parque (si es verano claro), con un picnic muy cuco, y delimitando la zona de recreo un círculo de banderas rojiblancas clavadas en el césped. Bueno pues las elecciones las ganó el partido que gobierna ahora, así que tendrán 4 años más de derechorra. Además el partido de Pia Kjaresgaard ha subido, así que los extranjeros destacados aquí estamos temblando ante una posible deportación en tren, llegada a un campo en la frontera con Alemania, despoje de objetos personales y oros varios, y gaseado en cámara. Por cierto, me cuenta Henrik que es vox populi que A. Fogh, el presidente, tiene un amante, y que la Reina está liada con una mujer que aquí debe ser famosa. Lesbiana no sé, pero pinta de travesti no le falta a Margarita.

!!Ya no estoy sólo en el laboratorio!! Parece que lo del suicidio con el cable de la radio lo voy a posponer. Primero llegó a principios de la semana pasada Gosia (que suena a nombre de almohada de IKEA), una chica polaca con un parecido más que razonable a Ester Cañadas. Se supone que tiene que ser capaz de reproducir mis resultados, así que estoy en plan jefe con ella, y me encanta. El otro habitante es un técnico llamado Bjarne, que viene en bambas de playa todos los días y encima tiene una cara antigua, como decimonónica, en plan Jaime de Mora y Aragón. Sólo le falta llevar monóculo y reloj de bolsillo.

Una de cine. La Gala de los Goya me pareció horrorosa, espantonsa y aburrida a partes iguales. Al aburrimiento contribuyeron la falta de gracia de los presentadores, el cutrerío del guión y la improvisación chunga (ese momento de Alicia Borrachero detrás del escenario diciendo a micrófono abierto "vamos, Lluis (Homar), que nos toca ya!" fue tremendo), además del aluvión de premios de Mar Adentro. A mí personalmente Mar Adentro me gustó, pero no me parece para tanto. Será porque sabemos el final desde el principio? Lo peor de la gala, Resines haciendo de Resines, como siempre, ni puta gracia. Lo mejor de la gala, para mí:
- Silvia Abascal que iba guapísima aunque nadie le hizo caso porque llegó ZP
- Raquel Revuelta y el chiste de Farruquito ante el estupor del público
- Olvido y su vestido. Sigue haciendo suya "A quién le importa"
- El acompañante de Amenábar...

Más cosas. Resulta que el otro día se me ocurre poner el título de este blog en Google y aparece el primero en resultados. No sé exactamente qué significa, aunque supongo que es señal de que no sólo lo leen mis amigos y cuatro gatos más. Así que como me pica la curiosidad he puesto un contador, que es un poco de jarto pero así soy yo. Cuando se enteró Ann de lo del Google se volvió medio loca y se puso a postear cual posesa... Me gustaría decir que me la pela bastante pero me hace ilusión que lo lea más gente, quiero llegar a todos los hogares, meterme en sus corazoncitos como Isabel Gemio, " que sé que me quieren, sé que están ahí".

Ayer me invitó a cenar Bene, que ya ha vuelto de su eterno viaje a Japón. Se ha tirado un mes la muy perra, y a juzgar por las fotos que me enseñó no se ha privado de nada. Jlaramente, hay que ir a Tokyo ya. Flipé con las fotos, sobre todo las teenagers niponas, son tremendas. Me cocinó una carne muy rica, a sabiendas de mi dieta vegetariana obligada en casa. También estuvimos planeando una fiesta española que vamos a hacer en su casa el fin de semana que viene, en el que la estrella seré yo, cocinando paella y haciendo tapas para mis amigos daneses. Será entonces cuando me reencuentre con la bigotuda y su novio, qué ganas tengo de verles.
Por cierto, me ha traído un kimono chulísimo, así que no quiero pensar en las fiestas temático-étnicas que vamos a hacer en la casa de Amager: Yuu y yo con kimono, Ann con chilaba, Pablo con los pantalones de cosaco y Michele....Michele con su sudadera de Lonsdale. Yuu, desde aquí un abrazo muy fuerte, se te echa de menos, contamos los días para que vuelvas.

Los planes para este fin de semana se presentan inciertos. Ann se ha ido a Madrid a ?hacer un examen? Tampoco pasa nada, porque aparte de que nos pegamos una buena despedida el miércoles, hemos decidido que tenemos que darnos un tiempo, para pensar y eso. De momento Mike me ha dicho que vayamos el sábado a la versión copenhaguera de Ohm, una bigarda danesa me ha invitado a una fiesta en una casa y los italianos a una fiesta de una revista de moda. No sé que hacer. Lo que sí sé es que este fin de semana voy a ver Dear Wendy, la nueva peli de Vinterberg con guión de Von Trier. Va a ser horrible, lo sé, pero es un poco obligado verla estando aquí, como para sentirte súper imbuido en la cultura ésta.

Para terminar: cuando fui a la embajada había un vagabundo en la puerta, a la 9 de la mañana con un frío que pelaba, con un cartel de esos de "Compro oro", pero que decía: "Spanier I er fulde af løgn", que en castellano es "Españoles, estáis llenos de mentira". Cuáles serán los motivos que le llevan a hacer semejante afirmación a esas horas y en tales condiciones metereológicas? La respuesta en el próximo post...

|

<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?